Enfermera no soportó ver la condición de un bebé prematuro recién nacido

La necesidad de convertirse en padres que sienten algunas personas es capaz de hacer que esos individuos hagan cosas extremas que en efecto pueden llegar a ser realmente significativas de manera que merece la pena que le demos el lugar que les corresponde.

ANUNCIO

La nota que queremos compartir contigo el día de hoy tiene que ver con una pareja que había hecho hasta lo imposible para que la familia creciera pero hasta la fecha nada había funcionado. Lo único emocionante de todo esto fue que apenas dejaron de preocuparse demasiado por el asunto sucedió.

 

Sarah y su esposo ya habían estado casados desde hace un poco más de cuatro años y aunque todavía se llevaban muy bien todavía no habían podido hacer lo necesario para traer una nueva persona al mundo. Lo anterior explica que cuando por fin lograron concebir se sintieran tan plenos. Aquello era una especie de milagro por decirlo de alguna manera.

ANUNCIO

Lo que nadie vio venir es que Sarah había desarrollado una peligrosa condición que ponía su vida en riesgo pero no solo eso sino que además ponía en riesgo la vida de su criatura de manera que tenían que tomar una decisión. Hacer que el pequeño Connor naciera de apenas 27 semanas era una medida realmente extrema.

No quedaba de otra de manera que el equipo de médicos que estaba a cargo de este caso se puso a trabajar. El bebé iba a tener que permanecer en una unidad de cuidados intensivos neonatales por mucho tiempo de manera que esto todavía no había terminado.

Como Connor era tan pequeño a este niño le fue asignada una enfermera de nombre Gweeen para que ella lo cuidara. Merece la pena destacar que esta mujer hizo lo que estuvo en sus manos para hacer que su estadía fuera agradable y al final de la jornada las cosas habían salido bien.

Connor creció sano y fuerte y sus padres estaban consciente de que en parte eso se debía a la enfermera que se había hecho cargo del menor en aquel entonces de manera estaban pensando en algo para darle a esa mujer una gran sorpresa. Se trataba de algo encantador.

 

Estas personas visitaron a la enfermera Gween en el hospital y la manera en que reaccionó esta mujer hizo que todos se sintieran muy conmovidos de verdad. Era alguien que estaba muy feliz con lo que había sido capaz de conseguir.

ANUNCIO

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Close