Home / viral / Su esposo le fue infiel y le dio tres días a ella para dejar la casa y sacar todo

Su esposo le fue infiel y le dio tres días a ella para dejar la casa y sacar todo

Daniel y María tiene 37 años de casados, ellos eran felices hasta que llego una nueva secretaría la oficina de Daniel, él estaba muy emocionado por su secretaría que era joven y bonita, no paso mucho tiempo cuando los dos comenzaron una relación en secreto y a espaldas de su esposa.  

ANUNCIO

Pero la nueva novia de Daniel no solo quería quedarse con Daniel pues ella esperaba quedarse con todo lo que era de María, su marido, su dinero y hasta su casa, ella decidió que quería vivir en su casa en la que Daniel había vivido todo su matrimonio con su ex-esposa. 

No hay duda de que esta mujer es toda una descarada sin escrúpulos, sin embargo Daniel quería complacer a su nueva mujer así que saco a su ex de la casa, María no puso resistencia y salía de la casa, Daniel le dio tres días para dejar la casa y sacar todo lo que era de ella ella se tomó su tiempo y en el proceso planifico su venganza.

dd

El primer día saco cajas y ordeno todo lo que le pertenecía en las cajas embaladas, y saco sus cosas. 

El segundo día vinieron personas y llevaron sus cosas en cajas a la nueva casa de María. 

El tercer día María se tomó su tiempo para despedirse, ella preparo su cena, medio kilo de camarones, vino blanco y no podía faltar el caviar. 

Después de disfrutar de la cena, tomo los camarones y las conchas y las puso en todos los tubos de cortinas de las ventanas de la casa y salió de la casa. A los días la feliz pareja se mudó a su “nuevo hogar” un hedor apareció con los días y cada vez era peor, llamaron exterminadores y no encontraban, buscaban ratones muertos pero no encontraban.

mm

Las personas especialistas en bichos no encontraban nada y en el tiempo ya no fueron por el hedor. Pusieron la casa en venta y el hedor rebajo el precio al 50% menos. Pasaron días y nadie compraba ya los agentes inmobiliarios no respondían las llamadas. 

Un día María llamo para ver cómo estaban las cosas, Daniel le explico y ella le dijo que quisiera comprar la casa, él no sabía que la casa estaba hedionda así que le dijo que se la vendía solo si ese mismo día firmaban los papeles. Ella cedió y recupero la casa. 

En la mudanza sacaron todas las cosas y se llevaron los tubos de las cortinas a su nuevo hogar, la felicidad le duraría muy poco a la nueva pareja. 

 

ANUNCIO

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Close